October 23, 2021

La Guardia Civil investiga la visita a una mezquita que hizo el yihadista de Murcia antes del atropello múltiple

Investigación Así preparó el terrorista de Torre Pacheco su atentado: cuerpo afeitado y visita a la mezquita Crónica “Este es un acto terrorista debido a la injusticia que he sufrido durante 14 años”

A los investigadores que indagan el atentado perpetrado por Abdellah Gmara en Torre Pacheco (Murcia) apenas les quedan unos flecos para sus conclusiones finales.

Sobre la mesa sigue la motivación terrorista y la actuación como un «lobo solitario». Pero los agentes de la Guardia Civil encargados por la Audiencia Nacional de investigar el atropello en el que, además de Gmara, hubo otra víctima mortal y cuatro heridos, aún apuran las pesquisas para descartar que hubiera cómplices o, siquiera, gente que conociera de primera mano las intenciones de perpetrar el atropello por parte de este ciudadano marroquí.

Así, según fuentes cercanas a la investigación, las pesquisas se centran ahora en la visita del agresor, justo antes del atropello, a una mezquita. Esta visita fue desvelada por testigos que aportaron los datos a la Guardia Civil tras el ataque. Los investigadores quieren descartar que en el entorno de esta mezquita hubiera alguien que conociera con antelación las intenciones de Gmara, lo que le convertiría en un cómplice del atentado terrorista apuntado por los investigadores a la Audiencia Nacional.

No es el único punto. Los investigadores de la Guardia Civil están aún escarbando en las redes sociales a las que accedió el presunto terrorista. Quieren conocer las páginas a las que entraba y si a través de ellas logró autoadiestrarse para perpetrar un atentado terrorista.

Como ya adelantó EL MUNDO, los datos acumulados apuntan a que el agresor se depiló en vísperas del atentado, estudió la zona en la que pretendía llevar a cabo el atentado en varias ocasiones con el fin de precisar su acción, realizó el saludo de despedida yihadista antes de llevar a cabo el atropello, visitó la mezquita para despedirse y dejó en el coche notas en las que, entre otros puntos, aseguraba que se trataba de un atentado terrorista y recogía, en árabe, los mensajes de salutación al Islam.

Desde la Audiencia Nacional se ha requerido a los ámbitos sanitarios informes sobre Abdellah Gmara. Y de momento, según explican a EL MUNDO fuentes de la investigación, no aparecen datos relevantes sobre la salud física o mental de Gmara que afecten directamente a la investigación.

Víctimas y formaciones políticas han levantado la voz ante el silencio institucional. De momento, la asociación de víctimas del terrorismo Dignidad y Justicia, presida por Daniel Portero, ha presentado ya su solicitud para personarse como acusación popular en las diligencias que se instruyen por terrorismo desde el Juzgado número 1 de la Audiencia Nacional. No son los únicos, la formación liderada por Santiago Abascal, Vox, también ha decidido presentarse como acusación para «frenar el silencio oficial».

Conforme a los criterios de

The Trust Project

Saber más

Leave a Reply

%d bloggers like this: