August 2, 2021

El PP señala a Félix Bolaños por haber rechazado el estado de excepción

El Partido Popular intensifica el “marcaje al hombre” que ha diseñado para los nuevos ministros. Para los populares, el nuevo ariete político del Gobierno es Félix Bolaños, ministro de Presidencia y mano derecha jurídica de Pedro Sánchez durante la pandemia del coronavirus. Por eso, la formación de Pablo Casado quiere que sea él quien explique en el Congreso por qué el Ejecutivo carga contra la sentencia del Tribunal Constitucional (TC) que declara inconstitucional la suspensión de libertades del estado de alarma.

El PP también quiere que Bolaños explique por qué, como ha adelantado EL MUNDO, rechazó la sola posibilidad de que la herramienta contra la pandemia fuera el estado de excepción -como planteó la por entonces vicepresidenta Carmen Calvo en las primeras reuniones de La Moncloa- y no el estado de alarma.

Como las tesis que se impusieron fueron las del flamante ministro de Presidencia, los populares reclaman a la presidenta del Congreso que acelere su presencia en la Cámara Baja para que dé explicaciones antes de las vacaciones.

La portavoz del Grupo Parlamentario Popular, Cuca Gamarra, ha presentado un escrito a Meritxell Batet para que convoque una sesión extraordinaria de la Comisión Constitucional, con la comparecencia de Bolaños “para informar sobre la asunción de responsabilidades y las consecuencias que se derivan tras la sentencia del Tribunal Constitucional”.

Para Gamarra, “el responsable del decreto que ha sufrido este tremendo varapalo del TC es el recién nombrado ministro de Presidencia. La comparecencia de Bolaños no debe esperar cuando está confirmado que fue uno de los ideólogos y el defensor de no acudir al estado de excepción”, asegura a este diario. “Sus explicaciones y el someterse tras la sentencia del TC al control parlamentario es inexcusable e inaplazable”, agrega Gamarra.

Félix Bolaños y Carme Calvo, en el acto del traspaso de la cartera ministerial.POOL

Para la portavoz parlamentaria del PP, Bolaños erró al anteponer la agilidad del Gobierno en el decreto ahora tumbado por el Constitucional: “Cuando se trata de control parlamentario porque la decisión afecta a la suspensión de derechos fundamentales, no cabe el argumento de la rapidez, sólo cabe el argumento de las garantías del control parlamentario ex ante”.

“Es sonrojante que el Gobierno que se ha caracterizado en la lucha contra la pandemia por llegar siempre tarde, nos hable de rapidez”. “Lo que siempre les mueve es huir de los controles, en este caso del parlamentario establecido por la Ley 4/81 ante la excepcionalidad constitucional de suspender derechos fundamentales”, ataja.

Además, según el documento al que ha accedido este diario, Gamarra reclama una sesión extraordinaria del pleno del Congreso con la comparecencia urgente del presidente del Gobierno, por los mismos motivos. “Cuando se suspenden inconstitucionalmente derechos fundamentales, los responsables deben dar explicaciones inmediatas”, asegura Gamarra.

La presión a Sánchez no es nueva, pero el movimiento contra Bolaños sí. Ahora Batet deberá decidir si incluye estas dos peticiones en el orden del día de la Diputación Permanente o, por el contrario, le despeja el camino al nuevo ministro de Presidencia, que no sólo participó en la génesis del decreto de estado de alarma ahora tumbado por la justicia, sino que fue determinante para elegir esa vía declarada ahora ilegal.

Conforme a los criterios de

The Trust Project

Saber más

Leave a Reply

%d bloggers like this: