June 15, 2021

Irene Montero usa el asesinato de las niñas de Tenerife para cargar contra la “Justicia patriarcal” que “criminaliza” a Juana Rivas

Tenerife La Guardia Civil solo trabajó con la hipótesis de que Tomás Gimeno acabara con la vida de Anna y Olivia Tribunales Juana Rivas ingresa en un centro de inserción de Granada para cumplir su condena de dos años y medio de prisión

La ministra de Igualdad, Irene Montero, ha utilizado el asesinato de las niñas Olivia y Anna en Tenerife a manos de su padre, Tomás Gimeno, para defender a Juana Rivas y cargar contra la “Justicia patriarcal” que, a su juicio, “criminaliza” a mujeres que intentan “defender” a sus hijos de la violencia machista.

Rivas ha ingresado hoy en un centro de inserción social en Granada para cumplir una condena firme de dos años y medio de prisión por haberse fugado con sus hijos para no entregárselos a su padre, al que había denunciado años antes por maltrato pero que la Justicia italiana archivó.

Este viernes, con esas dos noticias de actualidad, Montero ha vinculado ambos casos para exigir una “Justicia feminista”, así como para reclamar unas políticas públicas que reparen el daño causado para evitar que casos como el de Tenerife se repitan en otras mujeres y niños.

Haciendo esa vinculación entre uno y otro caso, la ministra de Igualdad ha recalcado que había que “defender” a Juana Rivas, a pesar de haber sido condenada, y la ha presentado como víctima de una “Justicia patriarcal” que en España “penaliza y criminaliza a las madres que se defienden a sí mismas y a sus hijos de la violencia machista”.

“Hay que proteger a las vivas para que no acaben asesinadas o acaben asesinados sus hijos”, ha remarcado, en un alusión implícita al caso de Tenerife, en una intervención durante un acto en apoyo a la candidatura de Ione Belarra para liderar Podemos celebrado en Zaragoza. Una idea que luego ha reiterado también en una entrevista en el programa Las Cosas Claras, de La 1.

En ambos espacios, la ministra ha mostrado su consternación por lo ocurrido y ha subrayado que la “violencia vicaria” es la “peor versión” de la violencia machista, pues busca “golpear a las mujeres donde más les duele”, con el asesinato de sus hijos.

Montero ha lamentado que los sistemas de alerta y protección no hayan llegado a tiempo para proteger a Beatriz (la madre), Anna y Olivia, y ha reiterado que desde el Ministerio de Igualdad llevan semanas abordando una revisión completa de todos los protocolos y sistemas para detectar que puede estar “fallando” en la lucha contra la violencia de género. De ese análisis quiere salir cuanto una mejora del sistema y una actualización de los protocolos para defender a las mujeres.

Entretanto, la ministra de Igualdad ha celebrado que la nueva Ley de protección a la infancia, recientemente aprobada por una abrumadora mayoría del Congreso (todos los partidos votaron a favor menos Vox) vaya a implicar avances como la prohibición del síndrome de alienación parental o la retirada de las visitas para los padres con denuncias por violencia de género.

Por otra parte, Carmen Calvo ha aprovechado también el asesinato de las niñas para pedir enfrentarse a quienes niegan la violencia machista en estas semanas “absolutamente negras”. La vicepresidenta primera del Gobierno ha dejado claro que hay una violencia contra las mujeres por el hecho de serlo y que además se les ataca a través de lo que mas quieren, sus hijos, y ha pedido combatir a quienes lo niegan, en alusión a Vox, porque “debilitan la conciencia común de una sociedad que tiene que plantar cara de manera unánime y firme frente a esto”, informa Efe.

“Y no solamente eso, sino que además no ayudan en seguir avanzando en legislación y en decisiones políticas que sigan protegiendo a las mujeres”, ha recalcado Calvo en declaraciones a los medios tras asistir a la reunión del patronato de Cermi Mujeres.

“Es terrible que haya a quienes hace muy pocos días les hemos escuchado diciendo que esto no existe. ¿Qué tenemos hoy que decirle a esas madres (…) que igual se están enfrentando en apenas 24 horas a que les hayan asesinado a hijos e hijitas tan pequeños? ¿Qué les decimos? ¿Que esto no existe?”, ha espetado la número dos del Gobierno.

Desde Vox, la portavoz en el Congreso, Macarena Olona, ha recriminado al Gobierno y a otros partidos utilizar el caso de Tenerife con fines políticos. “Como política quiero pediros disculpas [a la madre y las niñas]. En nombre de todos los que nos avergonzamos de quienes os están utilizando para hacer guerra política”, ha escrito en Twitter.

Su compañera Rocío Monasterio, líder del partido en Madrid, sí lo ha llevado al terreno de las propuestas de Vox y ha manifestado que “urge cambiar el Código Penal” para instaurar en España la “cadena perpetua” para que el asesino “se pudra de por vida en la cárcel”.

También desde la cuenta oficial de Vox se ha hecho un uso político a propósito de un mensaje de Irene Montero en Twitter: “Ni una sola palabra para las dos niñas #Annayolivia asesinadas en un crimen de violencia intrafamiliar. Tampoco para la niña asesinada la semana pasada por su madre. La inmoralidad de este feminismo no tiene límites. Contra los asesinos, sean hombres o mujeres, cadena perpetua”.

Conforme a los criterios de

The Trust Project

Saber más

Leave a Reply

%d bloggers like this: